Criterios Metodológicos

     El programa “el baúl volador” asume como punto de partida un conjunto de modelos surgidos en diferentes campos del conocimiento y de la intervención en referen­cia a la educación para la salud. (FAD 1)

     Desde el modelo ecológico se considera la importancia de orientar la intervención preventiva hacia la interacción de la persona y su ambiente, teniendo en cuenta los dife­rentes niveles que rodean a los individuos. Los distintos niveles dónde se mueve una persona podrían representarse como círculos concéntricos, donde el más cercano sería el de los espacios primarios socializa­ción (familia, escuela, amigos) y el más lejano sería el de las condiciones macro sociales, políticas y económicas. Partiendo de este enfoque el programa intenta potenciar en los alumnos las características personales que permitan una adaptación y/o modificación del entor­no según las necesidades de cada uno, intentando inter­venir de manera coordinada en todos los niveles.

     Otro de los modelos complementarios es el mode­lo biopsicosocial. Desde este enfoque se entiende factor de riesgo como aquel conjunto de circunstancias, hechos y elementos personales, sociales, que aumentan la proba­bilidad de que un sujeto desarrolle conductas no saluda­bles. No existe una causalidad directa entre los factores de riesgo y conductas, pero se sabe que la conjunción de los factores de riesgo puede despertar la vulnerabilidad en los sujetos.

     Por otro lado, el modelo de competencia social, a diferencia del anterior, pone el interés en la conceptualiza­ción positiva de la salud y la focalización de las competen­cias existentes más que en el déficit de los individuos. El mundo actual se caracteriza por ser cambiante y exigente, por lo que se demanda de sus integrantes esas capacida­des. La adaptación no siempre es fácil, pues se necesitan una serie de habilidades psico-sociales en las que nadie nos forma. Este diagnóstico es el que motivó que en 1993 la Organización Mundial de la Salud formulase una Inicia­tiva Internacional que se llamó Habilidades para la Vida, proponiendo diez destrezas psicosociales para alcanzar una mayor competencia en la vida del mundo moderno:

• El autoconocimiento,

• La empatía,

• La comunicación asertiva,

• Las relaciones interpersonales,

• La toma de decisiones,

• La solución de problemas y conflictos,

• El pensamiento creativo,

• El pensamiento crítico,

• El manejo de emociones y sentimientos,

• Y el manejo de las tensiones y el estrés.

     Desde este modelo el programa se centra en ac­tividades diseñadas para promover el desarrollo cogniti­vo, las destrezas conductuales y socioemocionales que proporcionarán comportamientos más adaptativos y por tanto una mayor capacidad para afrontar situaciones crí­ticas vitales. La competencia individual para la interacción social actúa como factor de protección frente a las conductas no saludables y al consumo de drogas por lo que es imprescindible formar a los indi­viduos para hacerles más capaces y activos a la hora de afrontar situaciones de riesgo.

“El baúl volador”

     La identidad del proyecto se basa en elementos de la propia identidad de la Comunidad Canaria. A través de un personaje cercano y significativo, un viajero, reco­rrerá a lomos de su baúl los centros escolares buscando los valores-hábitos saludables de cada niño. Los recogerá como vitaminas y fuente saludable de energía represen­tando  para los niños, como pago por  su compromiso junto con educadores y familia, historias escenificadas a partir de los objetivos planificados. El viajero y el baúl transportan un mundo de personajes y canciones que proyectan y simbolizan la utopía de una sociedad mejor.

     Estos valores-hábitos saludables que cada uno guarda como su elemento supremo, fruto de su propia persona, de su familia y de sus educadores, motivan al viajero y al baúl a recorrer la comunidad. La necesidad de llenarse de estos valores se justifica porque son el único combustible posible para hacerlo volar y seguir recorrien­do el mundo.

     Las actividades pensadas además de la escucha de las historias, estarán cargadas de carácter expresivo.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

A %d blogueros les gusta esto: